Diógenes de Synope, "el perro".

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Diógenes de Synope, "el perro".

Mensaje por Epicuro el Sáb Jul 25, 2015 7:13 pm

Es uno de esos personajes históricos que todo el mundo ha oído nombrar, pero pocos saben quien fue.


Vivió en el siglo IV a.C. y llegó a viejo; pero sus fechas son dudosas.Nació en una pequeña ciudad-estado de la costa del mar negro; su padre fue falsificador de moneda y con la pequeña fortuna que acuñó compró una propiedad y se convirtió en un pequeño latifundista. Siendo joven, Diógenes topó con un libro de Antístenes, el discípulo austero y rudo de Sócrates, libro que lo apasionó y releía con fervor. Estaba releyendolo por enésima vez cuando vino alguien a avisarle que un esclavo suyo, llamado Manes, se había fugado. Diógenes se quedó pensando y dijo: "Mala cosa si Manes puede vivir sin Diógenes, pero Diógenes no sin Manes". Y no hizo el menor esfuerzo por recapturarlo.
Pasó por su ciudad un sofista que defendía que el derecho se funda en la voluntad de la asamblea, persuadida por los oradores, y no en la naturaleza. Diógenes ridiculizó su doctrina proponiendo a la asamblea legalizar el canibalismo. Pero la broma le costó cara: su "apología del canibalismo" fue quemada y Diógenes desterrado por blasfemia. A su sentencia respondió con indiferencia: "Ustedes me condenan a irme; yo los condeno a quedarse".


Se mudó a Atenas, donde se instaló a vivir en el ágora: dentro de un barril. 
En una ocasión se estaba masturbando en público: como alguien se lo reprochó, le respondió: "Ojalá también pudiese quitarme el hambre frotándome el estómago".
Alejandro Magno entró en Atenas y lo vio durmiendo la siesta. Cuando le informaron quien era, se paró delante de Diógenes y le dijo: "Pídeme lo que quieras y te lo concederé". Diógenes le respondió: "Entonces correte, me estás tapando el sol".
Las autoridades de la ciudad no le permitían hablar con los jóvenes en los gimnasios; pero Diógenes aprovechaba las treguas olímpicas para hablar en Olimpya cada 4 años. En uno de esos viajes desapareció y nunca se supo más nada de él.


1. Rechazaba la autonomía de los clanes familiares. 

2. Rechazaba la "polis" o ciudad-estado como forma de organización política: diciendo que todos los hombres deberíamos vivir en una sola polis. 

3. Decía que el fundamento del estado era la ley y no el territorio. Que un estado sin ley no era nada. 

4. Que la polis universal debería basarse en la moral natural, común a todos, y no en las leyes de ninguna polis en particular. 

5. Que si se admitía que las leyes de la ciudad creaban el derecho, como afirmaban los sofistas, entonces el canibalismo bien podría llegar a ser conforme a derecho. 

6. Que se debe depender de los demás lo menos posible. Para lo cual es conveniente deshacerse de oda cosa que demuestre ser superflua y quedarse con todo lo que todavía no haya demostrado serlo. Hay anécdotas muy curiosas que ilustran esta idea. Una tarde, yendo a llenar su vaso en un arroyo, vió a un niño bebiendo de la palma de su mano ahuecada. Diógenes exclamó: "Un simple muchacho me gana en economía" y tiró su vaso con desdén. En otra ocasión, encontró un espejo y se lo quedó: muchos transeúntes se reían de eso y le preguntaban para que quería él un espejo. "Todavía no me ha demostrado su inutilidad", les respondía. Y ocurrió que pasó junto a su famoso barril un soldado quien, espada en mano, iba a buscar vaya uno a saber a quien. Diógenes, sin decirle nada, le puso el espejo frente a su cara y el soldado, al ver su propio rostro desencajado por la furia, se horrorizó y soltó la espada. 

7. Que el entrenamiento todo lo puede y nada puede hacerse bien sin práctica. Desdeñaba la teoría aristocrática de la "habilidad natural" y decía que cualquiera, aristócrata o plebeyo, hombre o mujer, podía hacer cualquier cosa si ponía empeño en eso. 

8. Que cada hombre es por naturaleza dueño del universo y soberano de sí mismo. (Teoría que siglos después fue desarrollada por Hobbes). 

9. Que sobre las sustancias simples no podemos decir lo que son pues solo conocemos como se nos aparecen ante nuestros sentidos. (Otro asunto que dio mucho que hablar en la modernidad, a partir de Kant). 

10. Que los dioses no son omnipotentes. 

11. Que la lógica de Aristóteles es buena para dioses, pero no nos sirve a los hombres porque requiere de una premisa cuya verdad sepamos antes de comenzar el razonamiento. Es una "lógica cósmica" y los hombres somos incapaces de ella. Lo que necesitamos es una "lógica de entre-casa". La lógica de Diógenes partía de 4 postulados básicos: a) Lo que es posible, puede ser o no ser. b) Lo que es imposible, necesariamente no-es. c) Lo que es, necesariamente es posible que sea. Y d) Lo que no-es puede ser posible o imposible, no lo sabemos.
Así: el centauro es imposible, porque el caballo no puede comer carne y la cicuta que come es veneno para el hombre. En cambio, el unicornio es posible, aunque no hayamos visto nunca un unicornio. Quizás haya unicornios en otros planetas, pero seguramente no hay centauros. 
El caballo es posible porque hay caballos: no necesitamos demostrar su posibilidad una vez aceptado que el caballo existe. No se han encontrado restos de animales de 60 metros y no sabemos si es posible que hayan existido. Si encontramos alguno, estará probado que son posibles; pero hasta tanto no encontremos alguno o demostremos claramente que son imposibles, no sabemos si son posibles o no. 

Diógenes fue uno de los pensadores más brillantes de la antigüedad; pero la complejidad de sus ideas, su extravagante estilo de vida y sobre todo: el hecho de que su filosofía fue considerada políticamente peligrosa, causaron que quedara reducido a una anécdota pintoresca en los manuales de filosofía. Recién en las últimas décadas se lo ha reivindicado y empezado a valorar seriamente. 
avatar
Epicuro
Nivel 2
Nivel 2

Mensajes : 236
Puntos : 1387
Reputación : 117
Fecha de inscripción : 20/06/2015
Edad : 41
Localización : Buenos Aires (bah...cerca), Argentina

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Diógenes de Synope, "el perro".

Mensaje por Eris el Dom Ago 02, 2015 9:20 pm

Si bien en algunas cosas me ha hecho pensar la particular perspectiva de Diógenes, en otras no estoy de acuerdo y aunque las relacionadas a Dios las ignoraré, si diré que:

Estoy de acuerdo en que un estado sin ley no es estado. 
No entiendo en este sentido cuando habla del derecho y lo relaciona al canibalismo. 

También estoy de acuerdo en prescindir todo en cuanto sea posible de los demás y de las cosas superfluas. Tales cosas nos permiten tener mayor autonomía y consecuentemente mayor libertad. 

No estoy de acuerdo en que no exista la habilidad natural, pero sí es cierto lo del entrenamiento y la práctica. 
El que se desarrolle algo no implica que se haga con gusto, hay distintos niveles de buen hacer y queda la variable imaginación...

...las personas con habilidad natural para desarrollar determinada actividad,  normalmente disfrutan llevándola a cabo, no sienten el peso del paso del tiempo invertido en la labor, suelen ser didácticos, innovadores, creadores imaginativos más que vulgares imitadores. 

...por el contrario, alguien bueno en algo en función de entrenamiento sin habilidad natural, lo más probable es que desarrolle la actividad de forma tipo rutinaria, quizás perfeccionista pero sin sentimiento, o tal vez, bien hecha pero no prolija. 

Por esto creo, que ambas visiones son válidas e incluso pueden coexistir. 

Saludos
avatar
Eris
Nivel 2
Nivel 2

Mensajes : 173
Puntos : 1339
Reputación : 181
Fecha de inscripción : 19/06/2015

Hoja de personaje
Referido:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Diógenes de Synope, "el perro".

Mensaje por Epicuro el Dom Ago 02, 2015 11:22 pm

Eris: La idea de "vocación" fue desconocida por los antiguos. El término es cristiano y su primera acepción fue religiosa: solo posteriormente se aceptó un uso metafórico del término, que hoy es el más usual.

Diógenes niega que los hijos de los zapateros sean buenos zapateros por una especie de herencia genética: son buenos porque aprendieron el oficio de sus padres.
Esto parece una verdad de perogrullo hoy: pero era una idea totalmente revolucionaria en una sociedad basada en las leyes de herencia.

Saludos.
avatar
Epicuro
Nivel 2
Nivel 2

Mensajes : 236
Puntos : 1387
Reputación : 117
Fecha de inscripción : 20/06/2015
Edad : 41
Localización : Buenos Aires (bah...cerca), Argentina

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Diógenes de Synope, "el perro".

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.